Skip to main content

Probando Jolicloud 1.2

Durante estos días, y dentro del plan de análisis de distros ligeras para mi netbook, he estado probando en mi uso diario esta estupenda distribución: Jolicloud.

Realmente Jolicloud es algo más que una distribución, ya que está formada por dos partes, por un lado lo que podemos decir que es un escritorio en web alojado en "la nube" y por otra, el propio sistema operativo basado en Ubuntu, llamado Joli OS.

Vamos por partes ya que en primer lugar podemos registrar un usuario en la propia web de Jolicloud de manera que tenemos acceso inmediato a un escritorio en la nube y que por tanto será accesible desde cualquier lugar. En segundo lugar, cuando hemos instalado Joli OS se nos pide también ese usuario a partir del cual se accede pues a nuestro escritorio en web. Esto significa que podemos sincronizar nuestro escritorio en distintos ordenadores con la ventaja que ello conlleva.

Las aplicaciones pueden ser tanto nativas de GNU/Linux como aplicaciones web. Ambos tipos de aplicaciones son instaladas/referenciadas en el escritorio bajo un mismo aspecto con la diferencia de que si estamos conectados a Internet podemos acceder a todas, pero si no estamos conectados a Internet no estarán disponibles las aplicaciones que sean de acceso por web. Aunque hay dependencia de Internet en Joli OS, como GNU/Linux que es, se puede utilitzar de forma desconectada, aunque su principal rendimiento se consigue cuando se está conectado a Internet.

El entorno gráfico es sencillo y funcional, realizado con HTML5, interpretado por un navegador muy ligero como Chomium, al cual también se le pueden instalar plugins. A los 5 minutos de estar jugando con él ya se realizan las principales cosas.

Destacar su velocidad, ya que realmente no carga nada de entorno gráfico, ya que es la própia aplicación web lo que es el escritorio. Áún así se puede acceder a aplicaciones nativas a través del entorno, a partir de las carpetas "Local Apps" y "Local Settings" desde donde se puede realizar cualquier tarea de configuración e incluso instalar software que no pueda ser instalado desde las opciones especiales de instalacion de aplicaciones.

Aunque se me hizo extraño al principio el uso de este entorno, la realidad es que se me ha hecho muy fácil utilizarla, es muy ágil, sirve perfectamente para un usuario medio con necesidades de navegar por internet, ofimática básica e incluso alguna función más avanzada. En mi neetbook Asus EeePC 1015PEM ha funcionao muy bien, pero también ha funcionado aceptablemente bien en un portatil de más de 5 años que tenía verdaderos problemas para ejecutar una Ubuntu clásica con Gnome.

En resumen, una opción recomendable, aunque ya hace tiempo que se publicó la presente versión y está pendiente la publicación de una nueva herramienta que tendremos que analizar.

Después de esta prueba, voy a decantarme por probar una distribución con uno de los escritorios más de moda actualmente por su ligereza: LXDE.

Iré comentando mis experiencias.